Lápidas

Cementerio Montjuic (Barcelona)

Epitafio: Inscripción que en una tumba demuestra que las virtudes adquiridas por la muerte tienen un efecto retroactivo. (Ambrose Bierce)

El aspecto positivo de la muerte es que es una de las pocas cosas que pueden efectuarse estando cómodamente tumbado. (Woody Allen)

Muchas cosas eran algo, dejándolas fueron nada. (Baltasar Gracián)

  1. La mano dejó al fin de temblarte. Las dudas respecto del futuro ya no te oprimen como sucedió en el pasado. La memoria de la infinidad de tareas que iniciaste y a pesar de tus esfuerzos permanecen inconclusas, dejó de atormentarte. Puedes creerte en calma y haber alcanzado el estado de armonía que describen los filósofos y las religiones, pero lo más probable es que estés muerto.
  2. ¡Maldigan mi nombre o por lo contrario soliciten mi intercesión ante el Padre Celestial! ¡Depositen flores o escupan esta lápida! ¡Cuando lo quieran, dispersen mis restos o dedíquense a venerar mis reliquias! ¡Escriban mi biografía o pónganse de acuerdo en negar mi existencia! Hagan lo que hagan, no conseguirán que me dé por enterado.
  3. Me mataron varias veces, con suerte dispar. Las anteriores dolieron más, porque sobreviví con la memoria de las humillaciones sufridas, juntando ánimo para afrontar aquellas que habría de depararme el futuro. Esta última muerte, debo reconocerlo, tuvo el mérito de ser la definitiva. Ya comenzaba a volverse aburrido el trámite de renacer.
  4. Aquí reposa por fin alguien que no aceptaba darse por vencido. Mejor le hubiera sido aprender la lección de la renuncia mucho antes, porque hubiera disfrutado más el corto paso por el mundo.
  5. He cruzado la frontera y no se preocupen por mí, porque no regresaré para contarles mi viaje, ni darles consejos.
  6. ¡Por mí, no te detengas! Considera que yo no estoy aquí (ni en ninguna otra parte).
  7. ¿Dónde se han ido todos? Yo no tengo más alternativas que permanecer donde me encuentro, pero al menos reclamo sin voz: debe ser un error. ¡Hola!
  8. ¿Estoy muerto? Francamente, nunca esperé que llegara el momento en que debería aceptar las evidencias.
  9. ¿Te alivia comprobar que estoy aquí, aproximadamente a dos metros bajo tierra? Mejor mira alrededor, porque no es improbable que otros como yo puedan traerte los mismos problemas.
  10. Fui implacable: hice sufrir a los demás aquello que de acuerdo a mis temores, ellos podían hacerme sufrir a mí.
  11. Aquí yace no importa quién, tras haberse creído eterno. ¡Prepárate!
  12. ¡Detente y reflexiona! Yo tampoco pensaba irme.
  13. Ser olvidado es un alivio que nos resistimos a aceptar. Ser ignorado es un triunfo (sin duda modesto) que debería compensarnos de la humillación de haber muerto.
  14. John Donne se preguntaba: ¿Por quién doblan las campanas? Desde donde me encuentro, que lo hagan por ti o por mí, no importa demasiado. Suenan para recordar cuál es la suerte común, que unos y otros negamos por igual. Ni los vivos somos eternos, ni los muertos desaparecen del todo al morir.
  15. Dejé de estorbar a quienes por cualquier motivo me vieron como una amenaza para su felicidad. Fin del primer round. Conociéndolos como los conozco, sé que no tendrán alivio por mucho tiempo y reanudarán la interminable búsqueda de chivos expiatorios que les impidan ver su responsabilidad en el basural que los rodea.
  16. Uno sobrevive a lo que en algún momento pudo parecer el fin de todas sus esperanzas. Encuentra nuevas o viejas formas de salir adelante. No es que olvide las malas experiencias, pero al menos deja que el enojo o la frustración pasen a convertirse en otro episodio más, uno de tantos que no impiden continuar las tareas imposibles de postergar.

    Lápida romana

  17. ¡Ah, el silencio de ultratumba! No es gran cosa, pero al menos instala un duradero aburrimiento, que a falta de mejor nombre, suele denominarse Paz.
  18. He sido insaciable. Al devorar no importaba qué, me confirmaba en la convicción de estar vivo. Ahora soy materia de la demostración de la existencia de otros seres, que ni siquiera tienen conciencia de sus actos al devorarme.
  19. Cuando tuve el poder, lo delegué en la gente más destructiva que se me acercó, como si experimentara el apremio de arruinarlo todo, para siempre y de la manera más inicua. Mi verdadera pasión fue protegerme de su vecindad inevitable debajo de esta lápida.
  20. Corrí hacia el fin que repetidamente me fue anunciado por quienes me observaban, con la decisión de rechazar cualquier atenuante, cualquier demora. Aquí me tienen donde debía estar. Al menos dejé de preocupar a quienes por compasión o rutina trataron de detener mi carrera.
  21. Ya no estoy. ¿Para qué prolongar mi existencia con un texto más, tan prescindible como los otros que devoré en vida? No es la pregunta inteligente que puedo hacer: de algún modo intento probar que alguna vez pasé por este mundo.
  22. Finalmente me libré del dolor que me acompañó como una sombra constante, al mismo tiempo que me quedé sin los cuestionables placeres de la vida. Eres tú quien decide si salí ganando o perdiendo.
  23. Fui devuelto por fin a la noche materna que decía Goethe. Si di ese paso irreversible… ¿por qué no me libro también del ornamento prescindible de una cita literaria?
  24. Esta vez no me pidieron pasaporte para salir, pero una ventaja como esa no se compensa con la imposibilidad de regresar.
  25. Ni siquiera en la tumba estoy del todo quieto. Me pudro, las bacterias siguen subsistiendo a mis expensas y esta lápida encontró un lector que intenta digerir mi mensaje.

    Cementerio Monumental de Staglieno (Génova)

  26. ¿Acaso voy a preocuparme de llamar la atención, para solicitarles como un favor que me recuerden? Desde donde estoy ahora, perdonen la sinceridad, todos ustedes significan nada.
  27. Dejé de lado lo prescindible con gran esfuerzo. Todo, menos la voluntad de redactar una lápida que tal vez nadie lea.
  28. Aquí se guardan los restos de alguien probablemente menos iluso que la mayoría, porque se fue de este mundo sin confiar en que lo esperaba encontrar nada más allá.
  29. Se dedicó a elaborar una Obra que hubiera debido servirle de pedestal para enfrentar la eternidad. No calculó que se desmoronaba más rápido de lo que tardaba en elevarlo. Con el tiempo aprendió que solo servir para alzar castillos de arena.
  30. Amé la Belleza más de lo prudente, pero debo confesar que a lo largo de mi vida no fui correspondido por ella con la misma dedicación.
  31. ¡He disfrutado tanto la vida! No me quejo porque haya terminado. Tampoco intento conseguir más de lo que obtuve. Es un alivio haber dejado atrás la necesidad de disfrutar lo que me concedieron y esperar que me resarzan por lo que me fue negado.
  32. Si el orgasmo fuera como algunos dicen “la pequeña muerte”, ahora debo estar experimentando el mayor de todos. En ese caso ¿por qué me aburro tanto?
  33. No me daré por vencido. Créanlo o no, mi situación actual puede ser considerada pasajera. De algún modo que todavía no sé cuál será, me las compondré para permanecer vigente, aunque más no sea como la burla de quien lea esta lápida.
  34. No somos nada. Yo al menos me di por enterado a tiempo, según lo testimonia esta lápida.
  35. Ya no estoy. ¡Qué suspiro de alivio surge de aquellos que nunca se decidieron a tomarme en cuenta!
  36. La experiencia que acabo de dar por concluida pudo ser mejor, pero no por eso me preocuparé de repetirla.
  37. Sería bueno cerrar los ojos y continuar oyendo lo que pase cuando yo no esté, pero lo más probable es que después de haber renunciado a ver, tampoco encuentre nada digno de ser oído.
  38. ¿Eso fue todo? Supongo que sí. ¡Qué bueno recordar que no hay retorno!
  39. Cementerio Monumental de Staglieno (Génova)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: